Diógenes Torrellas Urquiola



Diógenes Torrellas Urquiola nació en Yaritagua el año 1860. Fueron sus padres el general Nicolás Torrellas, de Urachiche y la señora Julia Urquiola, natural de Cabudare, Estado Lara. Siguió estudios elementales en el colegio San Carlos en el estado Cojedes.
Desde joven consagró su pluma al periodismo, las columnas del “Paladión” (periódico de la época) de San Felipe, dan fe de ello. “Militar pundoroso supo del deber a toda hora… Culebrero, Guama y Urachiche son testigos de su pericia y valor. Salió de la escuela activa del campamento, donde se perfilaron como maestros: Joaquín Crespo, José Ignacio Pulido, Diego Bautista Ferrer y Raúl González Pacheco”.

Dentro de su actuación pública podemos mencionar los siguientes cargos desempeñados: Diputado a las legislaturas de los estados Lara y Yaracuy, Gobernador de la sección Barquisimeto, Administrador de la Aduana de Tucacas, Gobernador de la sección Mérida, Diputado y Senador al Congreso Nacional, Jefe de la Tercera Brigada del Ejército en 1913, Secretario General de Gobierno y Presidente de los estados Yaracuy y Lara (01/03/1910).
Su compañera y esposa fue la señora Doña Dolores Romero de Torrellas Urquiola.
El General Diógenes Torrellas Urquiola, paradigma de virtudes cívicas, tuvo autoridad moral para imponer su recto pensar, su patriótico sentir y la fuerza de su convicción. Meritorio hijo del Yaracuy, claro y vivo ejemplo para la juventud, no sólo de nuestro estado sino también del país; tan necesitada de valores que potencien los principios morales del venezolano. Murió el 15 de diciembre del año 1916.

Obras ejecutadas durante su gestión
– Construcción de la Escuela Federal Graduada “Cecilia Mujica”, para hembras y la Escuela Federal “Padre Delgado” para varones (1912).
– Adquisición de la primera Casa Presidencial ubicada en la Av. Libertador antigua Calle Real entre las calles 12 y 13, allí funcionaron el Consejo Municipal, la Biblioteca del Estado, y la Jefatura Civil del Distrito San Felipe.
– Construcción de la Plaza Bolívar de San Felipe, inaugurada el 6 de julio de 1911, obra totalmente costeada por la administración regional.